8 semanas de embarazo – Descubre las novedades del segundo mes

Impresionante como pasa el tiempo, hoy se cumplen 8 semanas de embarazo desde que decidiste conocer al verdadero amor de tu vida, ese pequeño que necesitara de ti todo el tiempo, porque aun cuando crezca buscara en ti consejos y refugio. Te invitamos a que disfrutes tu embarazo de principio a fin aun con las molestias que esta etapa pueda traer, que vivas con tu pareja cada cambio externo que tengas, la conexión única que empiezas a sentir, los miedos que pueden pasar por tu mente y en resumen todo lo que conlleva el ser madre en el segundo mes de embarazo

Este es un espacio para ti, donde podrás despejar tus dudas y tener una imagen más clara semana a semana de lo que ocurre con tu bebé y contigo, por ello esperamos te sirva la información que te daremos a continuación en tus 8 semanas de embarazo.

8 semanas de embarazo:

Al cumplir 8 semanas de embarazo tu bebé mide de 14 a 18 mm y tiene el tamaño de una frambuesa, su cabecita sigue siendo más grande que su cuerpo, sus rasgos ya están más definidos, las orejitas ya tienen forma, los parpados cubren aproximadamente un 80% sus ojos y su nariz cada vez está más respingada.

En la semana 8 de embarazo se desarrolla la mandíbula y el labio inferior, el esqueleto de tu pequeño se puede diferenciar, aunque no tendrá huesos hasta el momento, su estructura está conformada por un cartílago suave. Además ya se puede distinguir la forma de los deditos de los brazos y las piernas, también los codos y las muñecas ya se empiezan a marcar en las 8 semanas de embarazo.

Como te contamos en la semana 7 el corazón de tu pequeño ya late, en estas 8 semanas de embarazo sigue desarrollándose y el hígado también activa su función. A su vez el cordón umbilical empieza a ejercer la función de transportar el alimento a la placenta la cual recibirá además agua y oxígeno, por tanto te recomendamos que empieces a alimentarte en 5 raciones al día y evites el alcohol, cigarrillo y medicamentos, con el fin de asegurarle a tu pequeño un cuidado adecuada y aportarle todos los nutrientes y vitaminas que necesita para seguir creciendo.

En el sistema nervioso central de tu bebé ocurren grandes cambios en estas 8 semanas de embarazo, el cerebro se divide en cinco áreas diferentes: El cerebro medio donde se empieza a desarrollar con sus dos hemisferios cerebrales y el tálamo y también el cerebro posterior conformado por el cerebelo, médula y el puente. A su vez las células nerviosas empiezan a conectarse alargándose unas con otras con el fin de formar canales neurales.

Embarazo 8 semanas:

Es posible que no notes aún cambios físicos en tu cuerpo, sin embargo tú útero empieza a crecer a las 8 semanas de embarazo y desde aquí seguirá creciendo y contrayéndose permanentemente, en la actualidad tiene el tamaño de una granada y por ende puedes empezar a tener calambres o espasmos en el vientre bajo y las piernas.

En algunas madres el nervio ciático se inflama por la presión que el útero en crecimiento constante ejerce sobre este nervio, por tanto si es tu caso puedes sentir un dolor que empieza en los glúteos y termina en las piernas, para ello te recomendamos que te recuestes del lado opuesto al que sientes dolor, para disminuir de esta forma la presión que le estas enviando al nervio ciático.

En las 8 semanas de embarazo tus pechos empiezan a crecer por la expansión de los conductos que transportaran leche para alimentar a tu bebé y es factible de tengas que cambiar la talla de tu sostén, con el fin de sentirte cómoda y tranquila. Por otra parte las náuseas empiezan a estar más marcadas, por tanto el olor o ver ciertos alimentos y productos logran ocasionarte malestar, debido a que el sentido del olfato se encuentra más sensible.

Es probable que en las noches empieces a despertarte matutinamente debido a las ganas frecuentes de orinar, el malestar gástrico o la ansiedad que puedas tener, sin embargo ten paciencia, muchas madres desde el tercer trimestre empiezan a sentirse mucho mejor, por tanto trata de llevarlo de la mejor forma posible.

Los estados de ánimo cambiantes también se manifiestan en la semana 8 de embarazo, por los cambios hormonales a los que se está enfrentando tu cuerpo, nuestra mejor recomendación es que si tienes ganas de llorar o reír lo hagas con tranquilidad, si llegas a sentirte muy triste por varios días seguidos piensa o haz cosas que logren subirte el ánimo, también es muy importante que te apoyes en tu pareja y lo hagas participe del proceso, compartiéndole todo lo que sientes, seguramente te pondrás mejor y el también estará feliz de entenderte.

8 semanas de embarazo

Recomendaciones en la semana 8 de embarazo:

  • Si no has hecho tu primera ecografía, te recomendamos que la realices para de esta forma confirmar la edad gestacional de tu pequeño y detectar el hermoso latido de su corazón.
  • Debes seguir cuidándote con la alimentación, es mejor que prepares tus alimentos para asegurarte de la higiene y proceso de tus platos con el fin de evitar bacterias que puedan afectar a tu pequeño. De igual forma tu dieta debe ser rica en calcio, ácido fólico, hierro, zinc, vitamina D y yodo; estos nutrientes los encuentras en las verduras, frutas, lácteos, huevos, carnes magras y legumbres.
  • Establece espacios de descanso en el día, ya que tu cuerpo está sometiéndose a muchos cambios y la energía se pierde rápidamente.
  • Practica Pilates, natación o yoga asesorándote de los ejercicios que puedes realizar en esta etapa; te ayudará a relajar tu cuerpo, tonificarlo y preparar tus músculos para el parto. Además te permitirá no subirte de peso más de lo debido y sentirte más feliz contigo misma.
  • Elimina los fármacos, el alcohol y el cigarrillo, ya que son muy perjudiciales para tu bebé. Recuerda que tampoco es bueno que estés presente donde hay fumadores.
  • Toma suficiente agua al día, hidrata también tu cuerpo con cremas y lociones para evitar futuras estrías.
  • Si sufres de anemia recuerda que debes consumir dosis apropiadas de alimentos ricos en hierro como la carne roja, las legumbres, los zumos de ciruela y naranja y las verduras como espinacas o acelgas.
  • Habla constantemente con tu pareja, cuéntale tus cambios, para que el los entienda. Recuerda que también es importante la conexión del padre con tu pequeño.
  • Disfruta cada semana de embarazo, toma los cambios con la mayor ilusión y siempre mantente tranquila, no permitas que el trabajo y las preocupaciones arruinen tu día.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *